Rafa Cabrera se quedo a las puertas del triunfo y finalizó segundo en Dubai

 CabreraBelloFinalODDC2016GolffileEoinClarke

El resultado de Rafa en Dubai ha sido el mismo que el de Qatar, pero si hace una semana ya podía hablarse de una notable evolución en la manera de afrontar las últimas vueltas cuando llega bien colocado tras las dos primeras rondas, con mayor confianza en sus posibilidades, en esta ocasión habría que puntualizar para referirse a un rotundo apuntalamiento de esa sensación, de esa realidad.

Si de Irlanda, Austria y Francia se marchó con un rictus amargo el año pasado, no se puede decir lo mismo ni por asomo de Doha y Dubai. Ni siquiera de Abu Dhabi. Se puede afirmar con menos recato que nunca que ahí hay un top-50 mundial con todas las de la ley y por mucho tiempo, a poco que se ordenen tres detalles y la moneda salga cara.

Se la jugó en el 18, par 5, yendo a por el green de dos pegando su madera 5 a una bandera tan ajustada al lago. Apostó a ganador y aún estuvo a punto de firmar, en efecto, un eagle cuyo efecto en Willett podía haber sido devastador. El inglés, muy lúcido con el putter durante buena parte de la vuelta, venía sufriendo con mayor evidencia los rigores de la presión y, sobre todo, la ofensiva final del español, que anduvo también muy cerca del birdie en los hoyos 14 y 15 (aquí el canario dibujó un purazo magnífico que recordó al festival de putt largo del viernes, aunque este lamió el borde el hoyo). Una vez que Rafa no hizo el eagle, y con el desempata asegurado, Willett tiró con mucha confianza el putt de birdie final que le daba la victoria.

Fuente: Ten-golf

Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso Aviso legal